miércoles, noviembre 14, 2007

Mi parte de la euforia

Saludos,

ahora parece que estoy mas tranquilo con el asunto del concierto de Soda Stereo y podré contar la vivencia del super concierto.
Para empezar mi boleto fue comprado el 18 de julio del presente año, justo cuando se anunció que vendrían a Guadalajara. Yo presto fui a comprarlo, no quería por ningún motivo quedarme fuera del concierto. Eso fue hace 4 meses. Desde ese momento yo me volé, ya practicamente era esperar que llegara el 12 de Noviembre, fecha en la que los reencontrados Sodas visitaran la ciudad.
La gira comenzó y las fotos comenzaron a circular, la euforia se sentía y latinoamérica brincaba de gusto al recibir en cada una de las plazas a Cerati, Bosio y Alberti.
Una semana previa se anunció que la estación RMX cambiaría tres días de nombre y además regresaría a como era hace 10 años: música, noticias, eventos, etc. Los días seleccionados fueron 11, 12 y 13 de Noviembre. El viernes 9 de noviembre Soda Stereo tocó en Monterrey. Impresionante dicen que fue.
Los días los contaba y muchas personas me preguntaban: "listo para Soda?" y en la totalidad de las preguntas respondía con una sonrisa de lado a lado diciendo que claro que sí.
Durante esa semana prevía me fui preparando mental y vocalmente, aprendiéndome las canciones que me fallaban un poco.
El lunes llegó y ya estaba todo organizado con las personas con las que haría fila. Por la mañana mi sonrisa de nuevo era tremenda, de lado a lado. Saqué los boletos del cajón dónde estaban desde hacia tiempo, me puse presto y partí, claro escuchando "Despiértame" en su edición de 1997.
La mañana por el Iteso de igual medida fue acompañada de preguntas, llamadas, mensajes de que debería ya estar formado, puestas de acuerdo...ahh y clases. Estaba voladísimo, bueno, desde que los compré. Las horas se hacían eternas y yo seguía escuchando el setlist que había conseguido de la ciudad de Santiago de Chile y un poco del de Monterrey.
Comí para agarrar fuerzas y partí para recoger a lig* y de ahi llegar a hacer un poco de fila. Fue a eso de las 4.30 - 5.00
La fila comenzaba a verse gigantesca, nos colamos por ahi y estuvimos un rato, un buen rato dos veces.
Después de la fila la entrada estuvo aún mas lenta y un segundo retén detenía el avance de la fila. Por fin adentro tratamos de encontrarnos los diferentes grupos, pero el ser muchos incomodaba estar todos pegados y mas con tantas horas de espera. Nos quedamos Dulce, Liz y yo ahi haciendo un hueco para estar cerca, pero el tumulto de repente hacia recorrernos, además de la sed, por lo que fuimos por una cervecilla por ahi, que yo esperaba que fuera la mejor de mi vida por semejante precio.
Nos estuvimos moviendo constantemente y acercándonos y alejándonos. La espera fue una de cotorreo impresionante y divagaciones, además de críticas hacia los que compran playeras de los conciertos (obviamente yo me defendía XD) y que lo haría nuevamente pasando de largo las críticas de mis amigas. Las pantallas en ocasiones se prendían y sacaban videos chuscos sobre un cantante de Argentina inventado, al cual lo atropellaba un tren, un carro, un ciclista, una carreta, una moto y mas. También la publicidad era impresionante, parece que Slim volvió a ganar un poco mas con el evento "traido" por Telcel.
El murmullo previo del concierto, la emoción que se veía en las personas era increíble. También era bastante impresionante como personas mas grandes que yo estaban ahi presente, como si yo fuera a estar en 10 años también en otro reencuentro de Soda.
Las idas y venidas nos fueron ya sea acercando o alejando de nuestra zona. Las llamadas previas para saber dónde estábamos cada uno de nosotros era imposible, pues la célula de Telcel estaba saturada o mi teléfono era el malo.
La espera se hizo corta en la plática. Siempre es agradable pasar formado en la plática. Por ahi de las 9.15pm (antes se me habían perdido estas niñas y yo angustiado) se apagaron las luces y la gritería comenzó. La euforia total!
El estadio apagado y las voces de 25, 27, 28 o 30 mil personas (no sé el dato exacto, pero las fuentes dicen eso) y aplausos y emociones se dejaron escuchar.
Todo estaba puesto, mas que puesto. Inmediatamente se prendieron el trío de pantallas, además de las dos de las orillas y el concierto comenzó.
Los primeros acordes no dejaron mentir y sería Juegos de seducción la introductoria de la gran noche que se viviría en el estadio 3 de marzo. Las voces de muchos se unían pero había otras que sólo "wuachuwachaban" y que sólo cantaban el "eh! eh! eh!".
Un pequeño saludo y continuó con Tele-k recordando viejas canciones. Imágenes retro siguió, para recordarnos que hay mas canciones que De música ligera. Los visuales del concierto fueron una parte elemental en todas las canciones y poco a poco veíamos el despliegue de tecnología que daba el escenario y de las excelentes pantallas. Nos mostraban a cada uno de los miembros de la banda y podíamos ver mas de cerca sus expresiones.
Texturas continuo con el repertorio que pintaba excelente. Hubo un pequeño problema con esta canción, pero no por el audio, si no por el visual, resulta que en la pantalla central, dónde estaba Alberti, se congelaron unas secciones, pero fueron resueltas por el ingeniero de imagen (que vale la pena señalar que fue el mismo que dirigió el escenario de NIN en su Fragility 2.0 tour). Hombre al agua prendió el ambiente y anunciaba una fuerza espectacular en el estadio que ya se cimbraba. Con esta canción los visuales comenzaron a dar de que hablar al mostrar unas olas que iluminaban la noche que se pintaba con "tierra a la vista".
No recuerdo si al final de esta canción Cerati dijo: "la calidad de los tapatíos". El punto es que lo dijo.
Con En la ciudad de la furia continuaron y se volvió la locura (mas) cuando dijo: "Guadalajara se ve tan susceptible". En este visual se vieron como edificios.
Picnic en el 4to B siguió y con esta canción uno de los visuales mas significativos o mejor hechos a mi forma de ver, ya que las pantallas se dividieron en 2 cada una, formando un total de 6 (ya se había hecho en otras canciones) y en cada una de las pantallas aparecia una letra de la palabra Picnic cada vez que se gritaba la misma.
Con Zoom exploté, una de mis canciones mas esperadas le siguió y grité impresionantemente y aplaudí toda la canción, que maravilla de canción.
En cada ocasión que se veía la cara del trío argentino se notaba la satisfacción de estar en una plaza así, y el gusto de hacerlo. Sin duda, Gustavo estaba mas que feliz con la respuesta de su público y se le notaba en el rostro y en la energía que no paró de dar en todo el recital. Una energía que contagiaba hasta el último rincón del estadio y que prendía por menos canciones que supieras o por menos que te gustara.
Con la dedicatoria a Tabasco y Cuando pase el temblor se escucharon gritos de apoyo y por supuesto las voces que acompañaban la letra.
Una de las menos conocidas y menos esperadas de la noche fue Final caja negra que por supuesto canté, pero hubo miles que no.
Con Tratame suavemente se vieron los primeros encendedores de la noche y por supuesto otro artículo obligatorio para simular encendedor, el celular se dejó ver.
Signos siguió con esta parte tranquila y su: "siignoos ohh" fue altamente coreada.
La televisión hizo de las suyas en Soda y nos hizo escuchar su Sobredosis de TV. Ya mi garganta estaba destrozada desde hacia tiempo, pero no podía dejar de cantar así que ataqué la siguiente en la lista que fue Danza rota con un visual que me fascino, era de la parte baja de los ojos al cuello de una chava que estaba cantando la misma canción que nosotros.
La siguiente canción fue Persiana Americana, que fue la que demasiada gente cantó y es probable que toda la banda del estadio. Sáltabamos, gritábamos, coreabamos, celebrabamos junto con Soda el reencuentro y la satisfacción de estar en ese concierto que ya iba de 10.
Fue fue la siguiente en tocarse, y también después del furor de Persiana se escuchaba un poco apagado el ambiente.
En remolinos fue impresionante el ambiente y los ecos de la voz del pibe Cerati, "una flor, una flor, otra flor", simplemente seguía invadiéndonos con su poder vocal.
Para Primavera 0 ya era la locura (si no es que desde muchísimo antes) y no recuerdo bien si al final de esta canción fue cuando Cerati se emocionó tanto que se quitó su talí (la madre esa para colgar la guitarra) y aventó tras bambalinas la guitarra.
No existes continuó el largo repertorio que ya iba y las horas se acumulaban. Sueles dejarme solo marcó la pauta para entrar a En el septimo día. Los visuales seguían apabullando el ambiente y los grandes ventiladores que estaban por encima de ellos daban una ambientación increíble e impresionante. No recuerdo si en esta canción fue cuando la pantalla central baja mandaba mensajes como: "el rock no es futbol", "gracias por esperarnos", "mójate los labios y sueña", "hermosos", entre otros.
Un millón de años luz fue la siguiente en la lista y su visual simulaba un viaje intergaláctico y de repente se detenía, para seguir avanzando. Los ventiladores daban mucha iluminación y creaban lo ideal para soñar la música.
La siguiente canción era una obligada y es demasiado buena, pero es la mas conocida de ellos, por lo tanto se ha vuelto bastante comercial, De música ligera y ahi fue el descontrol total. Todos saltando, gritando, las graderías parecían caerse y me parece que desde Waters no se exaltaba tanto el recinto de los Tecos. Al término de esta canción se despidieron y no podíamos creerlo que ya hubiera terminado, las luces se prendieron, pero el ambiente no decayó. Se creo la ola alrededor del estadio (también dudo que se haya visto tantas veces recorrer en ese estadio) y los gritos de: "ole, ole, ole, ole Soda, Soda".
Se volvieron a apagar las luces después de como 10 minutos y arrancaron de nueva cuenta con un Cerati que portaba un sombrero. Disco eterno fue la primera canción del primer encore, un poco desconocida y supongo que no esperada para regresar de un encore. "Ya va a salir el Sol" o algo parecido fue dicho por Cerati y efectivamente, un visual amarillo inició Cae el Sol.
"Somos cómplices los dos" comenzaron la siguiente canción, Prófugos y obviamente la gritería se volvió a vivir.
Se volvieron a despedir y aventaron baquetas, púas y agua. Algunas personas comenzaron a retirarse y yo sólo dije: "no te pongas triste, faltan dos".
La gente se retiraba cabizbaja por no haberse despedido del trío, cuando se apagó la luz del escenario de vuelta y salieron para tocar Nada personal que fue coreado infinitamente por un: "oh oh oh". Al término de esta canción, Cerati dijo un esperanzador y emotivo "Chau" y así fue como se despidieron, con un tema no tan conocido pero tan ochentero y tan sabroso como Te hacen falta vitaminas.
El final estaba cantado, Soda se abrazó y seguía emocionado por la respuesta al llamado en Guadalajara. Los gritos de "otra, otra" fueron apagados al prenderse la luz del estadio y poner música en las gigantescas bocinas a eso de las 12 am.
Nos retiramos lentamente y llevados por la corriente de gente. A la salida la desorganización creo caos y ya eramos llevados por un río de gente. No nos salíamos, nos sacaban. No podíamos detenernos ni salir de la cantidad monstruosa de personas.
Nos fuimos a un puesto para comprar la playera y después ir al Seven Eleven punto de reunión, pero al llegar a ese lugar, nos dimos cuenta, Dulce que a Liz le iban a dar ride y yo que a lig* también le darían.
No terminaba de decir: "tsssssssss, no, no, no". Los comentarios seguían y la multitud invadia la calle. Soda acababa de tocar en nuestra ciudad y era posible ahora si, que no lo hicieran en 10 años mas. Todavía tarareando las canciones y con sendas sonrisas gigantescas, nos fuimos retirando a nuestros respectivos hogares, cada uno de los asistentes a tan fenomebulantástico concierto.

P.D. 1 el setlist del concierto de Guadalajara 2007 el 12 de noviembre de Soda Stereo gira Me verás volver está puesto en itálicas. Alguna que se me haya pasado, favor de notificar.
P.D. 2 aún les debo la foto, no las han puesto.

Gracias...totales!!!

4 comentarios:

Kurt C. dijo...

Faltó decir que faltaron canciones esperadas, bueno, son bastantes las rolas pero si me quedé con ganas de Té para tres, El rito y Luna roja, entre muchas.

James Draco dijo...

Yeah! Como siempre con detalles!

See You!;)

Anónimo dijo...

aaaay si nos colamos por ahi..
nos colamos gracias a mis relaciones exteriores haha...

bueno al final no te sirvió

que increíble que increíble concierto!!!

Kurt C. dijo...

James, claro!!! debe de serlo

lig*, yeah!!! eso es tocho morocho, y la verdad siii increíble ahh :')