domingo, marzo 11, 2007

R.M.


Saludos,

un niño estaba mirándose pacientemente en cuclillas. Se miraba en al espejo y no creía lo que estaba viendo. Así paso largo rato y seguía en la posición que lo habían encontrado. No parecía tener vida, estaba ensimismado.
No parpadeaba, pareciera que no respiraba. Dejándolo en su ensoñación frente al espejo siguió caminando el turista y volteando de nuevo al niño que se convertía en joven y no quería creer lo que veía.

Un detalle le llamó la atención, el nombre de Ron Mueck arriba del espejo. Sería él? Un artista de esos que se ponen en las calles y no se mueven en mucho rato? Pero un poco mas adelante observó uno más, unas ancianas que lo miraban despectivamente y que también decían Ron Mueck...si, era un artista, pero uno que trabajaba esas esculturas tan reales. Esas esculturas que te hacen pensar en Miguel Ángel.

Ron Mueck ha sido alabado y criticado por sus esculturas, alabado por muchas de ellas y criticado por una, la de la muerte de su padre. Dónde lo "retrata" desnudo después de morir. Detéctenlo y si quieren la presentación dónde tengo las fotos, pues ya saben, pidanmelas.

Arriba y adelante!!!

2 comentarios:

Antonio Cárdenas López dijo...

Al inicio no le agarre muy bien, pero ya, ya. Ps que perro está eso, realmente hacer una escultura que se confunda con una persona real está cabron.

Kurt C. dijo...

simon la neta si. No sé si ya viste la foto dónde esta esa escultura y hay un bebé que está caminando para con él, se confundió e iba para allá. La neta sin saber que tranza con este wey yo también me confundiría...claro, no con las esculturas de mas de 2 metros verdad.